Los 5 peores jugadores en una escape room

A estas alturas, todos habréis podido disfrutar la experiencia del escape en vivo y la adrenalina de jugar en una actividad contrareloj en la que tu y tus amigos sois los protagonistas. Hoy vamos a dedicar nuestro artículo a algo que nos afecta a todos y cada uno de los aficionados de manera dramática.

El peor enemigo del Escape Game

Superar el juego o no superarlo. Esa es la cuestión. Esa es la meta que todos queremos alcanzar, pero que no siempre se consigue. Es cierto que hay días y días, partidas en las que estamos más espesos de lo habitual e incluso despistes que nos hacen perder esos decisivos 5 minutos, pero no nos engañemos. En este juego, como en tantos otros, el trabajo en equipo es la clave, y un mal jugador es capaz de echar por tierra el trabajo de todo el conjunto. Como se suele decir «El enemigo está en casa». ¿Reconocéis a alguno de estos perfiles en vuestro equipo habitual?

El Saboteador:

Este jugador es activo. Le gusta revolver el escenario en busca de pistas y ser el primero en encontrarlas. Esto sería fenomenal si compartiera el hallazgo con sus compañeros. Su principal actividad consiste en encontrar pistas y olvidarlas en diferentes lugares de la room dificultando al equipo el volver a dar con ellas. Siempre añade una buena dosis de caos a las partidas.

Exit-Anécdota:

En una ocasión, un equipo completo vino a jugar ‘Plan de Escape‘ a The Exit. La aventura se desarrollaba con tranquilidad, aunque ya vimos que algún que otro jugador apuntaba maneras . Una jugadora encontró un trozo de papel con información crucial, y tras echarle un vistazo y sin mediar palabra, concluyó dejándolo abandonado sobre un mueble que ya había sido examinado previamente y lejos del alcance del ojo avizor de nuestro Game Master. Encontrarla de nuevo supuso poco menos que una gesta heróica.

El Visionario:

Este líder nato sabe a qué juega y no dudará en instar a sus compañeros a seguir sus certeras corazonadas. El sabe como funcionan las cosas y está preparado para llevar a su equipo a la victoria sin importar el precio. En el juego, el visionario suele formular hipótesis rocambolescas sobre cada pista o enigma. Siempre busca 3 pies al gato y pasa por alto las soluciones más lógicas. Por desgracia, arrastrará a todo el equipo en sus delirios.

Exit-Anécdota:

Recordamos una partida en el Búnker Nuclear. Eran un equipo joven y se estrenaban en el Escape en Vivo con nosotros, cosa que ya presagiaba una partida entretenida.
En ese grupo se encontraban un par de jugadores que hablaban entre ellos y relacionaban pistas bastante bien, colaborativos y comunicativos. Un tercer jugador, por su lado, sobresalía frente a los demás cortando las conversaciones, alzando la voz y proponiendo alternativas enrevesadas a cada enigma. Por fortuna supieron hacerle el caso justo y superaron el desafío.

La Farola Humana:

La farola humana se caracteriza por no hacer nada. NADA. A veces por inexperiencia, ya sea porque le cuesta más hacerse al estilo de juego, a la room o porque ha accedido a regañadientes a participar en esa actividad que tanto le gusta a su sobrino. La farola humana deambula, observa, y extrañamente toca objeto alguno. A veces se envalentona y analiza algún elemento que ya ha sido analizado por todos los demás jugadores, o incluso pistas ya usadas. Un gran apoyo para nadie.

Exit-Anécdota:

Recordamos la ocasión en la que una pareja de mediana edad vinieron a descubrir los Escape Games. El chico, notablemente emocionado, investigaba cada objeto minuciosamente con la clara intención de resolver el enigma y escapar con vida del desafío. Por otro lado, su pareja no lo estaba tanto, y daba la sensación de que su mente estaba inmersa en cuestiones más trascendentales: «¿Qué hacemos aquí?», «¿De donde venimos?», «¿A donde vamos?»… Una reflexión interesante, pero poco productiva para el trabajo en equipo.

El Manitas (McGyver):

Este tipo de jugador es un auténtico quebradero de cabeza tanto para el Game Master como para su propio equipo. El McGyver es una persona muy perspicaz y sabe que siempre hay más de una manera para resolver los misterios. Este jugador se caracteriza por tener una habilidad innata para abrir candados, forzar cerraduras o extraer los contenidos de cajas cerradas. El sabe que no debe, pero no puede perder la ocasión de demostrar sus mejores habilidades. Hará ganar a su equipo, pero a un alto precio.

Exit-Anécdota:

En una ocasión nos encontramos con una jugadora especialmente habilidosa. Si bien es cierto que era la principal directora de su equipo, también aunaba una buena cantidad de «talentos» adicionales. En uno de esos momentos de reflexión en los que el equipo debate sobre como relacionar los enigmas, la jugadora cogió uno de los candados y jugó con el hasta abrirlo sin conocer previamente su combinación. Por suerte ese candado no era crucial, pero de haber sido otro podría haber bloqueado la aventura por completo, aunque no siempre se tiene tanta suerte.

El Rey de los Candados:

Qué sería del escape en vivo si no existiesen los candados… Este tipo de jugador sabe que cada candado custodia un nuevo avance, y el está decidido a abrirlos todos. Al poco de entrar en la room, ya los tiene todos controlados, y estos serán su obsesión hasta el final de la partida. Buscará posibles combinaciones en cada libro, cada papel o cada texto. Los números fueron inventados para los candados, sin duda. ¿Y las letras?… alguna manera habrá de transformarlas en números. ¡Qué demonios!

Exit-Anécdota:

El equipo en cuestión se encontraba intentando salir de prisión, con el tiempo corriendo contra-reloj y una buena cantidad de pistas entre manos.
Los jugadores manejaban un código de letras que daría como resultado una palabra clave, aunque un de ellos no estaba muy interesado en ese enigma.
Su búsqueda particular consistía en abrir esos 2 candados que tenía a la vista y probaba en ellos cada cifra que encontraba sin importar si tenía sentido o no.
Su obsesión se hizo patente cuando instó a los demás jugadores a abandonar su infructuosa y literaria búsqueda. «Aquí hacen falta números, no letras. ¡Ayudadme a buscar MÁS números!»

Estos son los 5 tipos que hemos seleccionado, pero hay muchísimos más. Tantos tipos como personas y tantas que emergen en el Escape en Vivo como puntos de vista puede tener cada jugador.

¿Nos ayudáis a completar la lista?. Estamos seguros que conocéis más de un caso original. :P

Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más info

ACEPTAR
Aviso de cookies